Coca de Sant Joan vegana

PhotoGrid_1372268123444

Hola! Qué tal estáis? Hoy quería subir esta receta porque nunca pensé que haría mi propia coca y que además saldría tan buena! 😉 Hace unos días que ha pasado Sant Joan, y aunque estoy lejos de casa y aquí en Valladolid lo de la coca no es tradición ( tampoco se tiran petardos, sino que se tiran en navidad ), he querido hacer una coca como es típica en Catalunya, aunque vegana, claro! no lleva huevos ni leche ni nada de eso, pero está de muerte! es coca, vamos, que sabe igual, menos por el hecho de que no tenía fruta escarchada para ponerle, así que usé piñones y azúcar integral de caña de comercio justo. Es muy sencilla de hacer y el proceso me recuerda al de la focaccia, por lo fácil que es y porque lo más “complicado” es el tiempo de espera mientras la masa fermenta. Además lleva cosas que solemos tener en la cocina, no hay que comprar nada raro, lo único la fruta para poner por encima si queréis, yo la quito siempre, pero me gusta el sabor que deja y que el trozo donde estaba se queda más jugoso que el resto. Me imagino que en el hipercor la venderán, y en algunas panaderías o confiterías seguro que también. Bueno, pues vamos al lío! aquí están los ingredientes.

INGREDIENTES PARA LA COCA:

– 125 gramos de leche vegetal ( yo he usado soja).

– 20 gramos de levadura fresca ( de la que viene en dados).

– Ralladura de un limón y de una naranja.

– 35 gramos de aceite de girasol o margarina ( yo he usado aceite).

– 250 gramos de harina de fuerza.

– 50 gramos de azúcar ( yo uso de caña integral).

– Opcional, yo no lo he puesto, una cucharadita de agua de azahar o de anís.

Mezclamos la leche y el agua de azahar o anís si lo usamos, la margarina o aceite, y templamos la mezcla para desmigar en ella la levadura. La deshacemos bien y añadimos las ralladuras y el azúcar. Finalmente ir añadiendo la harina y amasando hasta tener una masa compacta. Poner en un cuenco tapada con un film y dejar reposar dentro del microondas de  media hora a una hora dependiendo de la temperatura, hasta que ha doblado su volumen . La estiramos dando forma ovalada y la ponemos sobre un papel vegetal. La pintamos con un poco más de leche, espolvoreamos los piñones y el azúcar y pasamos el rodillo una vez para fijarlos. Metemos en el horno apagado otra hora o hasta que haya vuelto a doblar su volumen ( yo he precalentado el horno a 50 grados un minuto y luego lo he apagado  para generar un poco de calor, solo un poco!para conseguir un poco de calorcito y que el levado fuera más fácil). Pasada esa hora, la sacamos, calentamos el horno a 180 grados y la horneamos diez minutos. Si vemos que se dora muy rápido, le ponemos un trozo de papel de plata por encima y así no se nos quemará. Dejar enfriar sobre una rejilla y a disfrutar!!!

P:D: Ésta masa también os sirve para el roscón de reyes, el sabor es el mismo, podéis rellenar con crema o lo que queráis.

Salut 😉

 

 

 

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Recetas veganas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s